Mundo Animal

Guía sencilla de Cuidados pre y post esterilización

Todo lo que debes saber antes, durante y después de esterilizar

La esterilización, es una operación sencilla, que evitará el sangrado en perras, los maullidos en gatos y gatas, que marquen con orina, y agresividad en los machos.

Los perros y gatos, son animales domésticos, que además de compartir nuestro día a día, sea en la calle o en casa, están allí y tienen en común con los humanos, que son seres sociales, por lo que se agrupan, en el caso de los perros, en manadas y en el de los gatos, en colonias. Al estar juntos es normal que ocurra la reproducción. Pero esto trae consigo, terribles consecuencias.

Por eso esterilizar, se ha convertido en la mejor solución, para quienes aman a los animales, porque no hay suficientes hogares responsables y la calle no es un hogar.

Médicos veterinarios son aliados de organizaciones de protección animal y de protectores independientes, de la mano de estos veterinarios, animales comunitarios son esterilizados a diario, pero nacen tantos que no se ve todo el esfuerzo que hay detrás de tantas esterilizaciones masivas.

Ahora sí, comparto algunos puntos importantes, que de acuerdo a la experiencia de muchos que hemos esterilizados animales de compañía, con o sin familia, con veterinarios particulares o en jornadas, estas son algunas recomendaciones.

Antes de la esterilización

Bianca fue rescatada, allí estaba recién esterilizada

1.- Atrapa al animalito (en caso de que sea comunitario o de la calle) y somételo al ayuno necesario

Imagina que vas a esterilizar a la gata de la planta baja o al perro comunitario. Lo ideal es que sea atrapado antes y evalúes su estado de salud.

Si tiene vómitos o diarrea no debe operarse, sangramiento o lo ves decaído, no sería apropiado para este peludo ser operado, podrías comprometer su vida. Aplica igual para perros, perras y gatos.

Entonces, debe estar sano. Sí, si no están sanos, no deben ser sometidos a una operación programada.

Ya tenemos idea del estado físico del animal. Pero también debe tener un ayuno previo a la operación.

Si en medio de la intervención el perro o gato vomita, podría “broncoaspirar”, es decir, que el líquido o la comida, podrían irse a vías respiratorias, impidiendo la respiración adecuada y puede ocasionar la muerte.

Ya sabes: sanos y en ayunas. Pero ¿Cuánto tiempo de ayuno?

Antes de contestar, el ayuno es total, ni agua, ni comida, nada de pensar, ay, pasará hambre y sed ¡Claro! es preferible eso a tener complicaciones en  medio de la operación que comprometen su vida. Ahora sí, el ayuno recomendado es de 12 horas si son adultos y 8 horas si son menores de 1 año.

Ya tenemos claro que sano y en ayuno total, le quitas el agua y la comida a las 9 de la noche y a las 9 de la mañana ya cumplió las 12 horas. Debes trasladarlo al lugar en el que será intervenido, sea una clínica o una jornada. ¿Cómo lo vas a trasladar?

Todo lo que debes saber antes, durante y después de esterilizar
Un bolso, puede servir para trasladar a los gatitos

2.- El traslado

En el caso de los gatos, no todas las personas cuentan con los recursos para comprar un kennel o transportin, sin embargo, puedes conseguir sacos de naranja tipo malla y meterlos allí o fundas de almohada, es poco probable que se escape y puedes meterlo en un bolso o caja para su traslado. Siempre mantener la previsión de darle espacio al aire para que puedan respirar dentro de esa “caja” o “bolso”.

En el de los perros, recuerda que por muy obediente que sea un perro asustado puede morder y además huir.

Usa collar y paseador o correa, procura identificarlo, es que las cosas no pasan, hasta que pasan, decía mi abuela.

Si es muy nervioso, lleva un bozal o trenza, para asegurar que no muerda.

3.- Tómese el tiempo necesario para ocuparse del proceso de esterilización

Otra consideración importante, que puede parecer obvia, es disponer del tiempo para esto, tómate el día.

Sea una jornada o con su médico tratante, los humanos, debemos permanecer en calma, para que nuestro animal de compañía se sienta seguro.

Estar apurados, estresados no ayudará en absoluto y en la mayoría de los casos los papás estresados traen perritos y gatitos estresados.

Por otra parte, si dispones del tiempo, podrás estar atento ante cualquier cambio o requerimiento de ese perro o gato, está inquieto, extraño etc. Ellos no hablan, pero su lenguaje corporal, nos dice mucho.

Ya para entrar en materia, pregunta quién es el médico veterinario, donde se graduó, pregunta sin pena, un auxiliar NO ES UN MÉDICO VETERINARIO, un peluquero canino tampoco. Sólo un médico veterinario puede llevar a cabo la esterilización de un animal.

Durante la esterilización

Llevas a tu animal de compañía para que sea esterilizado/castrado, como lo mencioné antes, mantén la calma, cada animal se toma su tiempo, para caer bajo los efectos de la anestesia y para despertarse, cada uno a su ritmo. Puede ser que llegaste primero y debas irte al final, sólo porque tu perro o gato está en observación. Todos son diferentes, hay un común, pero no sabemos si tu peludo está en ese común. Espera pacientemente y deja que el equipo de profesionales haga su trabajo.

Prepárate para tener a un peludo que tiene dolor y que no te lo dirá. Si es hembra, lo ideal es que use un corset post quirúrgico o fajín.

También el veterinario podría recomendar el uso del collar isabelino o mejor conocido como “el cono de la vergüenza”.

Recuerda que una cirugía acarrea un tratamiento post operatorio, dispón del presupuesto para esto.

El médico veterinario tratante, te dará un récipe con todas las indicaciones y ante cualquier duda llámalo.

Una vez dado de alta, considera que si es gato, meterlo en la caja o kennel, para trasladarlo sigue siendo la mejor opción, porque estará parcialmente despierto o despierto y podría escaparse.

Siempre mételo dentro de la funda o el saco y luego dentro de la caja o kennel, que te da un nivel más de seguridad.

Usa sabanas, periódicos, paños o centros de cama, para colocarlo, en medio de la inconciencia, podría orinarse muchas veces.

Prepara el carro o medio de transporte para trasladarlo de la forma menos traumática posible, ya tiene molestias debido a la operación.

Normalmente los perros salen caminando de estas cirugías, pero ¿no lo harás caminar 6 cuadras hasta tu casa verdad?

En una oportunidad, una chica hizo exactamente eso, se lo llevó caminando y el perro muy tranquilo y obediente llegó a casa a descansar… pero la inflamación los días posteriores, no fue normal.

¿Acaso tú caminarías varias cuadras recién operado, acabando de recuperar la conciencia luego de una operación? piénsalo, ellos no hablan, mejor evitar.

Después de la esterilización

Ya llegaste a casa, está recién operado, por favor, recuerda que ellos no hablan.

Podrá tener hambre o sed, pero si aún está bajo los efectos de la anestesia NO DEBE COMER, NI BEBER, porque provocarías desde vómitos a que se ahogue.

No les des nada hasta que estén bien despiertos y bien despiertos puede ser unas 5 a 8 horas después de la cirugía, sobre todo los gatos que tardan más en despertar.

Si tienes más animales, aíslalo, cuando lo dejas con los otros, estos podrían agredirlo en medio de un juego y complicar las cosas.

Puedes limitar los espacios, encerrándolo en el baño de tu casa, coloca una sábana o paño para que tome calor y siempre pendiente de cómo está.

Ya lo ves despierto como si nada, algo adolorido, puedes ofrecerle comida, pero en muchos casos no la quieren, las proteínas y sus comidas favoritas, podrían favorecer en este proceso de recuperación, recuerda que deben comer para poder dar el tratamiento.

Es importante que sigas las indicaciones, por muy adolorido que lo veas, no excedas las dosis, no le des medicinas que no estén en el récipe y cumple el tratamiento al pie de la letra.

Realiza sus curas y dale tiempo, solo ellos saben el dolor que sienten y en algunos hay más sensibilidad.

Evita que se muerda o rasque, que se lama la herida. Por eso es tan importante implementar el collar isabelino o el corset postquirúrgico.

Te muestro un pequeño tutorial, de cómo puedes hacer el collar isabelino y una faja postoperatoria.

Lo común es que la inapetencia se mantenga durante los próximos 3 días, sin embargo, recuerda que lo apetitoso, ayudará. Ya al 4 día están más activos.

Hay algunos casos, en los cuales el mismo día están comiendo y activos, pero, no es el común.

Ya han pasado 5 días, puedes dejarlo con la manada o la colonia, los puntos, es importante considerar que dependerá del veterinario y de la cicatrización del paciente, si la sutura es absorbible o no y si deben ser retirados esos puntos o no.

Por lo general, ellos mismos la desaparecen, pero no siempre ocurre esto, así que llama al veterinario.

Mantén el tratamiento, para que mejore la cicatrización y recuperación de tu peludo y observa cualquier cambio o anomalía que pueda presentarse.

Una vez terminado el tratamiento, sin los puntos y sin el collar isabelino o corset, están en libertad plena jajaja.

Paulatinamente dejará o disminuirá el marcaje, las hembras no sangrarán más y los gatos dejarán esos conciertos nocturnos.

Disminuirá la incidencia de tumores mamarios en hembras y en machos la hiperplasia prostática o cáncer de próstata entre algunos de los muchos beneficios.

Ya sabes lo que debes hacer antes, durante y después de la esterilización, ahora recuerda que la esterilización es un acto de amor, la esterilización es el único método ético para controlar la sobrepoblación canina y felina.

Si llegase a tener alguna complicación, comunícate siempre con el veterinario, a veces situaciones que parecen complicadas, son parte del proceso y por el contrario, situaciones comunes, pueden ser complicadas.

Deja un comentario