Mundo Animal Perros

El perrito Felipe logró una segunda oportunidad

Felipe conoció a Miguel Ángel, su nuevo dueño, después de que éste perdiera a su mascota.

Felipe es el nombre de un perrito mestizo que fue adoptado por una familia cuando era cachorro.

Eventualmente estas personas decidieron irse del país y dejar a Felipe y a su hermanito Zorro abandonados en una situación de salud deplorable dentro de su antigua casa.

Esta situación es maltrato animal, lamentable pero común, y ocurre no solamente en Venezuela sino en otras partes del mundo. Sin embargo, se debe celebrar que existen individuos que se dedican al rescate de estos seres abandonados.

Afortunadamente los dos cachorros fueron rescatados por Misión Nevado. Zorro, el hermanito de Felipe, no logró superar la pérdida de su antigua familia, ni reestablecer su estado de salud. Mientras que Felipe, por otro lado, sí pudo mejorar.

Este perrito hoy en día cuenta con una nueva familia, atenta y amorosa quien le brindó el calor de un hogar. 

Felipe conoció a Miguel Ángel, su nuevo dueño, después de que éste perdiera a su mascota.

 Miguel Ángel visitó en una oportunidad las instalaciones de Misión Nevado, dejándose cautivar inmediatamente por la timidez y ternura de Felipe, quien se encontraba entre una manada de perritos rescatados, algo temeroso y con solo 9 kilos, muy poco para ser un perro grande.

Tras ser entrevistado por Misión Nevado, Miguel Ángel se llevó a Felipe a casa para incorporarlo a su grupo familiar, historia que narró durante su participación en el programa Nevado en Radio el pasado miércoles.

 A partir de ese día Felipe y su nuevo papá se volvieron inseparables, resultó ser un perrito cariñoso y fiel, de aproximadamente ¡17 kilos! Felipe es la prueba de lo que puede suceder al actuar con amor y empatía hacia los animales. El perrito recuperó su salud y consiguió una familia para toda la vida, gracias a la bondad de sus rescatistas. 

Esta historia de supervivencia al maltrato animal demuestra cómo sin prejuicios se puede lograr hacer feliz a otro ser, ya que Felipe no es un perro de raza pero igual, como todos, merece amor.

En los animales abandonados se encuentra el tesoro más grande, el amor puro e incondicional, quienes agradecen a sus dueños la oportunidad de brindarles todo su amor y lealtad.  

Puedes conocer más sobre Felipe a través de su cuenta Instagram @elreylipe y TikTok @elreylipe22.

Deja un comentario