migracion Mundo Animal

Animales son enviados a un nuevo hogar tras el huracán Ian

Proteccionistas se dieron a la tarea de rescatar animales antes y despúes del devastador ciclón

Antes de que el letal huracán Ian tocará tierra en el suroeste de la Florida como un monstruo casi de categoría 5, un ejército de voluntarios de varias organizaciones protectoras de animales estaban listos para actuar y rescatar a las que serían otras víctimas del ciclón: perros y gatos.

Big Dog Ranch Rescue, en Loxahatchee Groves, envió un primer autobús de rescate el viernes a la costa oeste para buscar perros que estaban en riesgo en la zona devastada por Ian y llevar comida de emergencia a caninos y gatos en los refugios que alojan a personas con mascotas.

El viaje fue difícil y el autobús quedó atascado varias veces en las carreteras inundadas por el huracán, pero aún los voluntarios de esa organización hicieron varias paradas para entregar comida y otros suministros.

Durante su misión de rescate vieron a muchas personas que caminaban con sus mascotas a un costado de las carreteras. El autobús se detuvo y proporcionó ayuda y suministros, dijo la organización.

Eduardo Tocuya carga a un perro, el viernes 30 de septiembre de 2022, que recuperó con la esperanza de reunirlo con sus dueños, dos días después del paso del huracán Ian, en Fort Myers Beach, Florida. Rebecca Blackwell AP

Los voluntarios regresaron el sábado en la madrugada con 20 perros de la Gulf Coast Humane Society en Fort Myers, una de las zonas más azotadas por el huracán, y 12 perros de un refugio del Condado Manatee.

Pero la misión no ha finalizado, con tanta destrucción y muerte en la costa suroeste, las autoridades han reportado al menos 71 fallecidos, existe la posibilidad de que las mascotas que hayan sobrevivido, pero no sus propietarios, estén deambulando por la zona hambrientas y desorientadas.

La fundadora y directora ejecutiva de Big Dog Ranch Rescue, Lauree Simmons, dijo que envió los primeros camiones cargados de suministros lo más rápido posible que las circunstancias lo permitieron y lanzó un SOS para que las personas donen comida seca o enlatada para perros y gatos, frazadas y jaulas en la sede de la organización en 14444 Okeechobee Blvd, Loxahatchee Groves, FL.

“Este es un llamamiento urgente ya que sabemos que las entregas de alimentos para mascotas se paralizaran, muchas tiendas fueron destruidas y las familias que viven en refugios de evacuación con sus mascotas así como los rescates de animales en la costa oeste de Florida necesitarán alimentos para sobrevivir las horas difíciles adelante,” dijo.

Florida Urgent Rescue, con sede en Jacksonville, ayudó a evacuar a 49 perros y gatos de refugios en zonas rurales antes de que el huracán tocará tierra el 28 de septiembre de 2022. Florida Urgent Rescue/cortesía

Florida Urgent Rescue, con sede en Jacksonville, ayudó a evacuar a 49 perros y gatos de refugios en zonas rurales antes de que el huracán tocará tierra y trasladó a otros siete caninos a clínicas veterinarias o instalaciones de embarque seguras.

“Todos sabían que necesitábamos sacar a los perros antes de que llegara el huracán, pero ¿cómo? El personal del refugio se puso en contacto con varios refugios mucho más grandes en el área, pero ninguno pudo ayudar.

Con las opciones limitadas y el tiempo corriendo, decidimos trasladar algunos perros a un internado y otros a hogares de acogida”, explicó.

A medida que se acercaba el huracán, un grupo de voluntarios fue a Union y Bradford para sacar a los animales de los refugios y contaron con la ayuda de Sunland Acres y Control de Animales del Condado Union.

El equipo de FUR transportó a varios de perros y gatos de los condados Levy, Suwannee, Madison, Putnam y Union Counties a otros estados para protegerlos.

Sin embargo, FUR previno que los animales siguen en peligro después del paso del huracán porque se espera una ola de perros callejeros y la entrega de otros caninos por parte de sus propietarios al no poder mantenerlos porque muchos lo perdieron todo.

La fundadora y directora ejecutiva de Big Dog Ranch Rescue, Lauree Simmons, con uno de los perros rescatados. Big Dog Ranch Rescue/foto de video

PAWS Chicago informó que también está respondiendo a la devastación del huracán Ian movilizando voluntarios para rescatar a docenas de mascotas sin hogar de la costa del golfo de Florida.

“Nos asociaremos con refugios para animales directamente afectados a lo largo de la costa oeste de Florida, cuyos edificios y operaciones resultaron gravemente dañados por la fuerza destructiva del huracán”, indicó.

Planea rescatar a 42 gatos y perros que ya se encuentran en refugios, “para que nuestros socios puedan concentrarse en salvar a los animales heridos y traumatizados que han sido desplazados por el huracán”.

Jacksonville Humane Society (JHS) buscó familias que pudieran cuidar temporalmente a perros y gatos mientras pasaba el huracán y hasta al menos este lunes 3 de octubre.

Consideró que esa opción eran una gran oportunidad para que “nuestras mascotas pasen la tormenta con una familia dentro de un hogar acogedor en lugar del refugio”.

JHS dio los alimentos y otros suministros a quienes abrieron las puertas de sus casas para albergar a los perros y gatos. Esa solución tenía una ventaja adicional para los animales de JHS: “Si te enamoras eres bienvenido a adoptar”.

Deja un comentario